ocho-años-de-razones-para-nuestra-esperanza.png

Daniel Iglesias Grèzes

El próximo 10 de mayo el blog “Razones para nuestra esperanza” cumplirá ocho años. Llegué a InfoCatólica en 2010 gracias a una gentil invitación de Juanjo Romero. En el período 2010-2014 publiqué una gran cantidad de artículos. En cambio desde fines de 2014, por diversas razones personales, mis posteos se volvieron cada vez más esporádicos. Más aún, desde mediados de 2017, cuando dejamos de publicar la revista Fe y Razón, casi cesé la actividad en este blog.

Estamos manejando planes para volver a publicar Fe y Razón dentro de algunos meses. Si Dios quiere, la nueva versión de esa revista tendrá un nuevo formato y una nueva organización, y dependerá mucho menos de mí. De todos modos, es probable que al menos por unos años yo no pueda volver a colaborar asiduamente con InfoCatólica.

Tal vez éste sea un buen momento para hacer un balance. En total (incluyendo este post) he publicado aquí 536 artículos, en su mayor parte de apologética, pero incluyendo también muchos otros temas. Según Statcounter, este blog ha recibido en total (desde su inicio hasta hoy) más de 820.000 visitas únicas, con un total de 1.137.000 páginas vistas. No es mucho, pero me siento muy honrado de haber podido contribuir con una partecita del edificio de InfoCatólica y con un granito de arena a la montaña del apostolado católico en Internet. Todos esos artículos siguen en línea y siguen recibiendo visitas.

Gran parte de los posts de este blog, después de diversas revisiones y transformaciones, han pasado a formar parte de alguno de los libros que he “auto-publicado” en Internet. Desde este sitio se puede acceder a todos mis libros, y también a otros escritos míos (artículos, conferencias, etc.).

A menudo he sentido con fuerza la tentación de pensar que la enorme cantidad de horas-hombre que, desde 1999, he dedicado a la tarea de la evangelización en Internet ha sido en buena medida tiempo perdido, un esfuerzo muy grande con pocos resultados. Pero el Señor me ha consolado más de una vez por medio de testimonios de lectores. Por ejemplo, en las últimas semanas recibí dos mensajes que me conmovieron: primero el de un hermano argentino que leyó Fe y Razón durante años y que atribuye a nuestra revista un rol muy importante en su conversión; segundo el de un hermano cubano a quien, según me comentó, le resultó de bastante ayuda (en su propio camino de conversión) un artículo que escribí hace muchos años. Uno, que conoce bien su propia pobreza y fragilidad, se asombra de la bondad de Dios, que le ha permitido ser un instrumento útil para hacer llegar su mensaje de salvación a personas totalmente desconocidas.

Por ahora no tengo mucho más para contarles. Sigamos unidos en la fe y la oración. Sigan leyendo InfoCatólica. Y, si alguna vez extrañan un poco este blog, relean algún artículo de su vasto archivo o visiten el sitio de mis libros. Y rueguen para que pronto comience la segunda época de Fe y Razón, una revista uruguaya al servicio de la evangelización de la cultura.

Anuncios